Una historia feliz, al menos. Este martes y después de varias noches a la intemperie, el perrito que no se movía de la zona de la parada de colectivos en el barrio Parque La Vega, con carita triste, por fin durmió en una casa, abrigado y con una nueva y provisoria familia. 

Liliana Romero, una usuaria de Facebook comentó en las redes sociales de El Tribuno y dijo que ella podía tenerlo. Luego avisó: "Ya me lo trajeron. Esta muy bien, un poco triste y asustado pero se quedó a dormir tranquilito". Ahora los proteccionistas buscarán un nuevo hogar.

"Gracias a su publicación del diario El Tribuno, la señora Liliana Romero ofreció tenerlo provisoriamente hasta que mejore y pueda ser dado en adopción y fuimos con mí novia Magdalena a buscarlo", dijo a este medio Alejandro Puglia.

Y agregó: "Cuando llegamos estaba una vecina de ese barrio llamada Alejandra intentando ponerle un abrigo. Aprovechamos y lo encerramos entre los tres para agarrarlo. Estaba muy asustado. Liliana ofreció su casa como provisorio, se encuentra en barrio san Benito, y ella lo está cuidando muy bien. Se ofreció incluso con colaborar llamando a su veterinario para que lo revise. Tiene mucho espacio y cariño. Seguramente o está perdido o abandonado. A penas se sienta mejor será dado a una familia. Le pusimos 'Gordo"'"

La historia en El Tribuno

Desde hace varios días, un perrito callejero deambulaba por las calles y avenidas de la zona sur de la ciudad de Salta. En las últimas horas se refugió en el barrio Parque La Vega, siempre con cara triste como si estuviera a la espera de alguien. Sin embargo este martes a la noche una persona lo socorrió y lo llevó a su nueva casa.

Muchos proteccionistas salteños compartieron fotos del animal de pelaje negro y manchas marrones. Algunos aseguran que apareció la semana pasada en la rotonda de Limache y que hace unos días estuvo por San Remo y Pablo Saravia. Desde el domingo se encuentra a pocos metros de la garita del barrio Parque La Vega.  Pese a la fría jornada del lunes con lloviznas, se quedó ahí.

Si bien varias personas intentaron ayudarlo, es temeroso y parece estar a la espera de sus dueños, quienes lo perdieron o, lamentablemente, lo abandonaron. Pero más tarde una persona cumplió el deseo de muchos y pudo llevarlo a su casa.

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...