Murió "papito Carlos", el hombre que cobijó a los futbolistas de Etiopía en 2001

El Mundial sub 21 que se disputó en 2001 en Argentina dejó mucho más que el campeonato obtenido por el seleccionado local dirigido por José Pekerman. Esa competencia, que se llevó a cabo seis meses antes del estallido social, inauguró un nuevo estadio en Salta. También hubo anécdotas como la del entrenador de Países Bajos, Louis Van Gaal, de paseo por la peatonal y la fuga de tres futbolistas etíopes quienes decidieron no regresar a su país en guerra. Horas atrás falleció "papito Carlos", el hombre que cobijó a estos jugadores. ¿Cómo llegaron a su casa y qué fue de ellos?

Verónica Gómez es la gran responsable de esta historia, hija de Juan Carlos y Luisa, que conoció a los integrantes de la delegación de Etiopía en la previa del Mundial. Al estudiar inglés, la joven salteña bajaba del colectivo en el hotel Presidente e intentaba dialogar en ese idioma con los futbolistas. Solo unos pocos la entendían, pero pese a esto se hizo muy amiga de ellos y junto a sus padres fueron a alentarlos contra Ecuador, Costa Rica y Países Bajos al nuevo estadio salteño.

Las tres derrotas consecutivas sacaron del Mundial al combinado africano y horas antes de volver a su país, a tres jugadores se los tragó la tierra. A nadie le sorprendió: días antes de llegar a Salta jugaron un amistoso en Francia y diez integrantes de la delegación hicieron lo mismo. Su país estaba en guerra con Eritrea y al término de la Copa del Mundo los jugadores debían alistarse al ejército.

Pese a esta situación, Verónica y su familia no sabían lo que pasaba con los jóvenes y cuando fueron a despedirlos al aeropuerto, sus otros amigos etíopes les contaron que faltaban tres de ellos. "Uno me encargó que los ayude a los chicos que se habían quedado".

 Un día el teléfono fijo de su casa en la avenida Sansón sonó. Luisa atendió el teléfono y del otro lado alguien dijo "help". El pedido era del mediocampista Abukakar Ismail, el arquero Getachew Solomon y el delantero Seman Hussein, los tres fugados que ya eran buscados por la Policía, Gendarmería e Interpol.

El susto los invadió y no era para menos. Al padre de Solomon lo fusilaron días antes del Mundial en su casa y ellos pensaron que les pasaría lo mismo. Juan Carlos, Luisa y Verónica decidieron ayudarlos. Les abrieron las puertas de su casa y ellos vivieron historias increíbles como el festejo de 18 años de Hussein (el 18 de julio). "Los llevé a María Pedano. Ella les cortaba el cabello gratis. En el local les conté a las chicas que trabajaban ahí que era el cumple de uno de los chicos. Salieron corriendo a comprarles una torta. Ellos nunca habían festejado un cumpleaños. Sus caras eran de niños felices", recordó la joven. A partir de entonces, por un poco más de dos meses los tres etíopes fueron hermanos de Verónica y a sus padres les decían "papito y mamita".

El estallido social y la venganza en África

Los tres jugadores intentaron formar parte de algún club argentino pero no llegaron a ficharse. También quisieron viajar a Estados Unidos pero no pudieron y dejaron Salta para radicarse en Buenos Aires. 

Durante el estallido social en diciembre de 2001 se dividieron. Ismail y Hussein regresaron a Etiopía, jugaron en diferentes clubes pero ambos fueron lesionados por rivales. Sospechan que fue a propósito y ninguno de ellos volvió a jugar. De Solomon dejaron de tener novedades.

El más apegado a los Gómez es Hussein, quien actualmente vive en Estados Unidos. Sigue en contacto con Verónica y su familia.

Hace un tiempo, Verónica compartió una imagen con su esposo y de fondo se lo ve a Juan Carlos. "¡Papá Carlos! ¡Estoy tan feliz de verlos a mi padre y mi hermana y su marido juntos!", escribió Hussein en Facebook. Ella le respondió con una hermosa noticia: "¡Te echamos de menos, vas a ser tío!".

"Esas son buenas noticias hermana, felicidades, feliz por tí. Dios te bendiga y proteja a todos", comentó el joven desde Estados Unidos.

De la llegada de un familiar a la despedida de otro. A Verónica le tocó despedir con mucho dolor a su papá Juan Carlos este sábado. La noticia también golpeó en Etiopía y Estados Unidos. "Papito Carlos", fue un ejemplo de empatía solidaridad para Ismail, Hussein y Solomon. 

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Deportes

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...