Reconstruyeron, a medias, el crimen de la docente Sandra Palomo

En la tarde de ayer, con un amplio y poderoso despliegue de fuerzas policiales, los jueces Norma Beatriz Vera, Maximiliano Troyano y Roberto Lezcano, acompañados de los fiscales, defensores y querellantes irrumpieron en el subsuelo de un supermercado de Tres Cerritos, lugar donde se produjo el 31 de agosto de 2019 el abordaje, atentado con arma blanca y robo de la camioneta de Sandra Palomo, quien finalmente fue hallada sin vida un día después en un basural existente detrás del barrio Don Emilio, en el sudoeste de la ciudad.

En la playa subterránea la comitiva pudo apreciar, constatar y sopesar lo declarado por cada uno de los acusados, también lo expresado por los testigos citados para la diligencia y confrontarlas con las hipótesis de la investigación fiscal en sí.

Foto: Javier Corbalán

Muchos medios se dieron cita allí y también en otros puntos de la ciudad donde se estableció que la camioneta robada, en cuyo interior se hallaba el cuerpo de su propietaria, había estado minutos y hasta horas más tarde del hecho que se investiga y juzga.

La comitiva se movilizó con un fuerte dispositivo policial y del Servicio Penitenciario de la Provincia.

El fiscal Pablo Rivero, abordado por la prensa a la salida de la playa del súper, no quiso hacer declaraciones, tampoco los abogados, tanto querellantes como defensores, y solo quedó flotando la idea de que la diligencia judicial tenía motivos estrictamente confidencial entre las partes, es decir, el público y la prensa no fueron contemplados.

Foto: Javier Corbalán

Esto quedó claro, ya que la reconstrucción de aquel espeluznante suceso, conmocionante no solo por la ferocidad del crimen, sino por el supuesto móvil del mismo y la minoridad de todos los que fueron alcanzados por la ley, incluso aquel chico de 15 años -en ese momento- declarado inimputable por fuerza de los derechos constitucionales que así lo garantiza.

 

La reconstrucción de ayer pasó por diversos puntos de esta capital, de norte a sur y también barrios del este y Cerrillos. Quedaron pendientes diligencias en barrio El Bosque, otra en avenida Gato y Mancha y finalmente el lugar donde descartaron el cuerpo sin vida de Sandra Palomo.

Los medios de comunicación hicieron guardia en la soledad del camino al vivero municipal, al igual que decenas de policías afectados al operativo de seguridad. Llegó la noche y el frío, pero la comitiva jamás, tampoco un aviso de cortesía.

De esa manera, la reconstrucción del brutal homicidio quedó trunca. Informaron que se seguirá mañana, a las 9.

Quizá faltó tiempo, quizá no había luz suficiente.

En el día del año donde la noche es más larga que el día, la oscuridad fue más fuerte y pospuso el amanecer.

 

Últimas Noticias

Últimas Noticias de policiales

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...