Aseguran que este año estuvo marcado por la inflación y la pérdida de precios de referencia

Este año estuvo marcado por una fuerte aceleración de la inflación. La suba de precios acumulada del año es 76,6% y cuando aún faltan conocerse las mediciones de noviembre y diciembre, todo indica que el alza de los precios minoristas va a superar el 100%. En la comparación interanual, la inflación registró un incremento de 88%, la mayor variación desde noviembre de 1991.

Pese a la elevada inflación, la economía terminaría el 2022 con una expansión cercana al 5%, aunque se espera que caiga fuertemente el año que viene y tan solo sea del 0,5%.

Finaliza el año y distintas cámaras empresarias comienzan a realizar un balance. El 2022, para los empresarios, estuvo atravesado por la incertidumbre económica. La elevada inflación, la imposibilidad de stockearse, el dólar blue en crecimiento y la pérdida de precios de referencia fueron algunos problemas que señalaron los empresarios consultados por El Tribuno.

Gustavo Herrera, flamante presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Salta, manifestó que este año estuvo marcado por la "incertidumbre" que hubo.

"Hay negocios que pudieron remontar la venta, hay quienes pudieron mantenerla y otros que vinieron a menos. La inflación es un problema grave y, a partir de julio, las ventas empezaron a estar en una meseta y a descender. Estos últimos meses tuvieron un descenso general la gran mayoría de los comercios", expresó el empresario.

Un mapeo que se realizó desde la Cámara de Comercio sobre la situación de los negocios salteños mostró rubros como el de los neumáticos que, superado el faltante de productos, tuvieron una importante mejora. El sector de juguetería pudo mantener sus ventas, mientras que en calzado e indumentaria descendieron. Sin embargo, la mayoría estuvo en una meseta o experimentó un descenso, agregó.

El problema que tienen los comerciantes es la "incertidumbre" de no saber a qué precios van a vender porque tampoco saben a qué precios vas a comprar. "Lo que pasa es que si tenés stock tampoco querés venderlo a todo por la posibilidad de que no vayas a poder reponer", remarcó.

El empresario aclaró que no hubo buenas ventas después de julio, ni siquiera en las fechas especiales como el Día del Niño o el Día de la Madre. Es por eso que este diciembre se transforma en un mes bastante importante para el comercio.

"Los comerciantes se mueven por optimismo, sobre todo porque la gente va a tener que comprar porque no tiene capacidad de ahorro, va a tener que salir a comprar lo que necesite. Entonces, uno espera que en diciembre se movilicen las ventas", remarcó.

Las expectativas de los comerciantes es que la situación mejore, que baje la inflación o que por lo menos se estabilice y que la carga impositiva que "los comprime cada vez más" comience a ceder.

"Queremos convencernos de que diciembre va a ser mejor y todo el comercio se está preparando para que el 2023 sea mejor. Ya ni siquiera esperamos compararnos con los años prepandemia, estamos buscando tener una meseta y elevar un poco las ventas progresivamente, pero fundamentalmente no seguir cayendo", expresó.

Referentes del comercio afirman que hay una gran expectativa para el año que viene dentro del sector, lo que viene de la mano de actividades en crecimiento, como la minería y el turismo.

 

 

Temas

Últimas Noticias

Últimas Noticias de Salta

Últimas Noticias de Edicion Impresa

Sección Editorial

Comentá esta noticia

Importante ahora

cargando...